Juveniles de AAAJ

Un campeón sin corona

CSC_0015

La reserva de Argentinos igualó sin goles ante Ferro y cayó 4-2 por penales en la final del torneo disputada en el estadio de Barracas Central.

Con relación al triunfo ante San Telmo, Raúl Sanzotti realizó dos cambios: Agustín Alberione y Nahuel Barragán bajaron a jugar y reemplazaron a Andrea Falabella y Matías Romero, quien sufrió la fractura de clavícula en el partido ante San Telmo.

El comienzo del partido tuvo al nerviosismo como protagonista. La inexperiencia de los dos equipos en este tipo de encuentros se hizo notar y por eso no el juego se hacía muy friccionado en mitad de cancha. La primera oportunidad concreta llegó a los 27 minutos luego de un ataque por el sector derecho que terminó con un zurdazo de Enzo Ybañez que se fue cerca del travesaño. Inmediatamente después, Ferro respondió por intermedio de Bruno Barranco.

Con el mediocampo un poco más cansado, argentinos comenzó a superar a su rival y generó una doble oportunidad: Lautaro Mesa remató, Iván López contuvo con un rebote, que fue aprovechado por Nahuel Barragán, quien no pudo empalmar la pelota de lleno. El conjunto de Caballito sostenía el cero y prefería que culminara la primera mitad.

El complemento tuvo más ritmo de juego. El bicho continuaba dominando, pero no podía ser preciso de tres cuartos de cancha hacia adelante. Ferro no podía hacer su juego y lo sentía. A los 28 minutos Leandro Finochietto respondió muy bien ante un cabezazo y en la jugada siguiente Bruno Barranco remató de media distancia y el travesaño fue el que salvó a Argentinos. A los 31 minutos se fue expulsado Bruno Barranco, el jugador más peligroso de Ferro, pero el Semillero del Mundo no estuvo fino para aprovechar el hombre de más. Es por eso que los 90 minutos reglamentarios finalizaron igualados sin goles.

En el tiempo extra ninguno de los dos equipos arriesgó de más. Sabían que cualquier error los privaria del gran objetivo. Pese a ello, Argentinos sufrió las expulsiones de Agustín Alberione y Leonel Mosevich, ambas por doble amonestación. En el segundo tiempo del alargue, el que no supo aprovechar esa ventaja fue el “Verdolaga”. Así los equipos fueron a los penales.

El primer disparo fue ejecutado por Lucas Ferrari y acertó al arco. El primer disparo de Iván Silva fue hacia la izquierda de Iván López, quien adivinó y lo contuvo. El segundo remate lo convirtió Claudio Ramírez y Francisco Solé descontó en el siguiente. Matías Muñoz convirtió el tercer penal para Ferro y Enzo Ybañez hizo lo suyo para sostener al Bicho a sólo un yerro. La cuarta ejecución del equipo de Caballito estuvo a cargo de Nicolás Gómez y el palo le dio vida a Argentinos, sin embargo Nahuel Barragán pateó e Iván Silva, una vez más, acertó y desvió el remate para que Ferro continúe en ventaja. El último penal fue rematado por Matías Mariatti, quien le dio el torneo a Ferro.

Después del partido, los jugadores se fueron con la bronca lógica de perder una final, pero con la frente en alto, porque son conscientes del excelente certamen que realizaron, de lo que consiguieron cada uno de ellos a nivel individual (a excepción de Silva, Ham, Zalazar y Olcesi todos firmaron contrato a lo largo de este campeonato).

Formaciones

Ferro 0 (4): López; Chuliver, Amarilla, Mariatti, Rodríguez; Murillo, Muñoz, Pérez; Gómez; Ramírez y Barranco.

Banco de suplentes: Obregón, Cano, Ferrari, Miranda, Ramírez, García y Grespán.

Argentinos 0 (2): Finochietto; Zalazar, Mosevich, Alberione, Ybañez; Silva; Olcesi (Carrizo), Méndez (Gentile), Ham (Solé), Mesa; Barragán

Resto de los suplentes :Forastiero, Falabella, Capellino y Amilivia.